Búsqueda
Registro
Instituciones
Página principal Agua Recolección, recliclado y reuso de agua

Recolección, reciclado y reuso de agua

El uso de agua de lluvia en el hogarMantenimiento

suministrodeaguaahogares2Aparte de instalar accesorios ahorradores y mejorar los hábitos de consumo de agua en el hogar, una manera importante de disminuir la presión sobre los recursos hidrológicos de nuestro país es reusar el agua del hogar y recolectar agua de lluvia.

El agua de lluvia y el agua de reuso son dos recursos aprovechables que casi no se utilizan en México.

Se puede recolectar y reutilizar agua manualmente o con sistemas automáticos sofisticados. A pesar de que actualmente no existe mucha oferta de estos sistemas en nuestro país, debemos pensar en maneras creativas de aprovechar el agua al máximo.

El agua de lluvia es un recurso valioso que puede ser aprovechado para su uso en el hogar. Las oportunidades de captar el agua de lluvia varían, dependiendo de dónde vives y los patrones de lluvia en esa zona.

tratamiento-de-agua2Al captar las aguas pluviales, se podría tener más agua para el sistema municipal durante la época de sequía.

Disminuir el volumen de aguas residuales equivale a reducir la carga sobre las plantas de tratamiento.

Por otro lado, los hogares rurales frecuentemente tienen que abastecerse de agua desde ríos o pozos, por lo que el aprovechamiento del agua de lluvia podría hacer una gran diferencia en cuanto a la cantidad de agua de que disponen.

El uso de agua de lluvia en el hogar

Usar agua de lluvia para el jardín, el inodoro y para lavar ropa podría ahorrar hasta 50% del agua potable que se utiliza en el hogar.

Los sistemas de captación de agua de lluvia no son comunes en los hogares mexicanos y hay poca oferta de equipos para realizar esta actividad.

En general, es más económico ahorrar agua instalando accesorios y equipos ahorradores en el hogar y mejorando los hábitos, que instalar un sistema de recolección de agua de lluvia.

No obstante, si bien es cierto que aumenta la eficiencia en el uso del agua al instalar equipos ahorradores, cuando dejamos de captar el agua de lluvia desperdiciamos un recurso valioso que podríamos aprovechar.

Los sistemas caseros de recolección de agua de lluvia comúnmente colectan la que cae sobre el techo de la casa y la canalizan a un tanque para usarla en áreas exteriores y en el jardín.

Para utilizarla en estos lugares, simplemente se le pone una llave al tanque, de donde se toma directamente. Para usarla en toda la casa, se requiere de un sistema de distribución con tuberías y una bomba, por lo que esta alternativa es más costosa.

En la práctica, la mayoría de los techos carecen de un área suficientemente grande como para captar suficiente agua de lluvia y satisfacer la demanda en el hogar. Para conocer la capacidad de recolección de tu techo, es necesario calcular el área y la precipitación promedio en la zona en la que vives (herramienta).

Ventajas

El agua de lluvia puede ayudar a los hogares a ser autosuficientes en zonas en las que no hay conexión a las redes municipales y, así, contribuir al ahorro del vital líquido y disminuir la demanda sobre el suministro público.

Utilizar agua de lluvia en zonas urbanas:

  • Reduce la necesidad de construir nuevas presas.
  • Protege el flujo de los ríos, pues disminuye la necesidad de extraer aguas de fuentes naturales durante la época de lluvias.
  • Reduce los costos de operación y mantenimiento de las redes municipales.

Desventajas

Los sistemas de recolección de agua de lluvia son costosos y en México, por las bajas tarifas que tiene el agua potable, es difícil recuperar la inversión en un corto plazo. Algunas de las desventajas más importantes son:

  • Estos sistemas requieren de mucho mantenimiento. Hay que conservar limpio el techo y los canales. La falta de mantenimiento de los sistemas genera riesgos sanitarios.
  • La temporada de lluvias normalmente se limita a unos meses, por lo que se necesita otra fuente de agua para el resto del año, a menos de que se tenga gran capacidad de captura y almacenamiento.
  • En general, el agua de lluvia, especialmente en zonas urbanas, no es potable sin un tratamiento previo y carece de la calidad suficiente para el consumo humano.
  • Se necesita espacio suficiente para el tanque. Para uso doméstico, el tamaño de éste va desde 400 litros cuando el agua se va a usar solamente en el jardín, hasta 5,000 litros si se va a utilizar en toda la casa durante la época de lluvias.
  • Para ser autosuficientes sólo con agua de lluvia durante todo el año, se necesitan tanques con capacidades desde 50,000 hasta 100,000 litros y esto sólo es viable si se cuenta con un área suficiente de techo para colectar esta cantidad.

Mantenimiento

El mantenimiento regular es muy importante para asegurar que el agua de lluvia tenga buena calidad para su uso en el hogar.

Un riesgo grande de contaminación del tanque viene de los excrementos de aves y otros animales.

Otro problema potencial es la presencia de contaminantes en el techo y en el aire que podrían disolverse en el agua.

Para evitar algunos de estos problemas, se deben llevar a cabo las siguientes actividades:

  • Revisar, cuando menos semanalmente, el techo y los canales para quitar basura, hojas etc.
  • Evitar que haya vegetación que cuelgue arriba del techo, como ocurre con árboles grandes.
  • Drenar el tanque, al menos cada dos años, para remover el sedimento.
  • Evitar almacenar las primeras lluvias, pues éstas son las más cargadas de contaminantes provenientes del aire.
Los hogares urbanos normalmente tienen acceso a las redes de distribución de aguas municipales y el agua de lluvia podría ser usada para disminuir el consumo de agua potable durante la época de lluvias y así reducir la carga sobre las redes de distribución.

Actualizado ( Lunes, 31 de Mayo de 2010 09:02 )